24 Ago

8 consejos para ayudarte a ser más eficiente trabajando desde casa

¿Te está costando mucho trabajo mantener la concentración mientras trabajas en casa? Si aplicas todos estos consejos te garantizamos que te convertirás en un experto, sabemos que ser un desafío, pero con un poco de disciplina y constancia ¡te aseguro que lo lograrás!

En casa tenemos toneladas de distracciones, menos responsabilidad y menos comunicación que cuando trabajas en la oficina. Pero eso no significa que sea imposible. Hay muchas maneras de seguir trabajando productivamente desde cualquier lugar.

1. Planifica un ¨workflow¨ o flujo de trabajo

Una manera que definitivamente no falla, de mantener la productividad alta es ser inteligente al planificar tu día de trabajo. Antes de comenzar a trabajar, asegúrate de saber cuáles son tus prioridades para el día, cuánto tiempo crees que te tomará hacer todo y en qué trabajarás si tienes tiempo adicional.

2. Mantén horas regulares de trabajo

Este es el primer paso para garantizar la productividad mientras se trabaja desde casa. Es tentador darse una flexibilidad total en cuanto a cuándo comenzar, tomar descansos y llamarlo por día. Pero te estás perjudicando si no te mantienes al menos con cierta consistencia. Establecer horas constantes te hace responsable a ti mismo y a tu jefe. 

3. Mantén el tiempo de trabajo y el tiempo personal separados

Mantener el tiempo de trabajo y el tiempo personal establecido también te ayuda a mantenerte productivo mientras estás trabajando y reduce el estrés cuando no estás en el trabajo. Así como es importante trabajar cuando dices que lo harás, es importante darte un tiempo libre cuando lo prometiste. 

4. Tómate un tiempo para descansar 

Si seguiste el primer paso, el workflow, ya habrás planeado descansos para ti durante todo el día. Asegúrate de levantarte de tu escritorio durante esos descansos: toma un poco de aire fresco, toma un refrigerio saludable y habla con otro ser humano si es posible. Todas estas actividades te ayudarán a restablecer, hacer que tu sangre fluya y asegurarse de que estés listo para abordar la próxima parte de las tareas.

5. Vístete como si estuvieras en el trabajo

Incluso si no vas a interactuar con otra persona todo el día, es importante vestirse para el éxito. ¡Esto incluye bañarse y cepillarse los dientes! Esto le dirá a tu cerebro que es tiempo de trabajo, no tiempo de relajación, y eso tee dará mucha más energía. Los pantalones de pijama y una camiseta pueden ser más cómodos, pero también puedes sentirte lento, con sueño o desmotivado.

6. Crea tu espacio de “oficina” en casa

Puede ser tentador trabajar desde tu sofá, sillón o incluso desde la cama, pero esto podría afectar enormemente tu productividad. Intenta siempre trabajar desde una habitación, escritorio o silla consistentes, para decirle a tu cerebro que es hora de trabajar, no de relajarse.

7. Establece límites con las personas con las que vives 

Ser eficiente trabajando desde casa se trata de límites, como hemos discutido anteriormente. Esto también significa establecer límites para los niños, las mascotas y tu cónyuge o compañeros de cuarto. Intenta alentarlos a que te dejen en paz mientras trabajas para que puedas concentrarte. Intenta mantener los límites amigables pero asegúrate de cumplirlos. Una idea divertida es hacer un letrero en la puerta de tu ¨oficina¨ que indique si estás trabajando o no.

8. Aprovecha tus fuentes de inspiración

Anímate y toca esos atascos llenos de fuerza y ​​orgullo, si eso es lo que te mueve. O prueba una banda sonora más relajante, con sonidos de la naturaleza, música instrumental, o incluso dejando las ventanas abiertas para que entren los sonidos del exterior. Prueba varias cosas y descubre lo que te funciona mejor.


En TecnoWeb seguimos trabajando desde nuestras casas, por eso intentamos seguir al pie de la letra todos estos pasos, y podemos confirmarte que, cuando los emplees, antes de que te des cuenta, te habrás convertido en un experto trabajando de forma remota. Ya sea que trabajes desde tu casa todos los días, un par de veces por semana, o incluso si solo trabajas desde casa mientras te recuperas de una enfermedad, estos consejos pueden ayudarte a aprovechar al máximo tus horas de trabajo remotas. ¡No creerás cuánto puedes hacer en un día!